Palma caminará mejor

por | Jun 19, 2021 | Cityrépor

Un plan para ir transformando la ciudad en un espacio más amable para la movilidad natural. Iniciativas que su gobierno suma a recientes peatonalizaciones


El plan consta de varias medidas de pacificación del tráfico a motor, intervenciones de “arte táctico” en los entornos escolares, ampliación de espacios peatonales y traslado de zonas ORA a barrios más exteriores con relación al centro histórico. Fue presentado por el batle (alcalde) de la ciudad, José Hila, y el concejal de movilidad, Xisco Dalmau.

Hila dijo que Palma no volverá a la vieja normalidad, ya que apuestan por mejorar la calidad de vida logrando una ciudad más saludable, para lo cual quieren dar pasos de forma constante, con unas cuantas lineas claras, como son generar aparcamientos disuasorios, reordenar las flotas de autobuses, habilitar nuevos carriles bici, ampliar las zonas de aparcamiento de residentes y recuperar espacios peatonales.

Ambicioso y realizable

Para eso organizaron Palma Camina, que consideró “un plan ambicioso, realizable, un paso más hacia esa ciudad sostenible y saludable por la que apostamos. Queremos que sea un proceso compartido por toda la ciudad, por las entidades de la ciudad, y que consiste en medidas muy concretas que transforman espacios con un objetivo claro: que la ciudadanía ocupe la ciudad y que el espacio público sea compartido y no de uso exclusivo de los vehículos”.

Adelantando cambios

Xisco Dalmau, por su parte, presentó pormenorizadamente las medidas de las que consta el plan, explicando previamente que era un trabajo de meses por el que agradeció todo el esfuerzo del equipo municipal de movilidad sostenible: “Queremos sumar todas las voces que creen en este proyecto transformador, que avanza cambios que tendríamos que tomar cuando haya que ejecutar lo previsto en la Ley de Cambio Climático y Transición Energética”.

Cambio de paradigma

Palma Camina supone un cambio de paradigma de la movilidad, que va situando al peatón como sujeto prioritario en el espacio público. Consta de 7 medidas que se irán ejecutando en los próximos meses. Dos de las medidas más importantes relacionadas con la restricción de ciertas zonas de aparcamiento se irán definiendo mediante procesos participativos previstos en el nuevo PMUS, adjudicado recientemente por el municipio.

Ampliar ACIRES

Los ACIRE, en la nomenclatura de la ciudad, son espacios de aparcamiento para personas residentes, un sistema que se amplía hacia la zona este del centro histórico, delimitado por una avenida que sigue la traza de la antigua fortificación urbana, derribada a principios del siglo XX. Se estima que esta medida eliminará buena parte del tráfico motorizado de agitación que en la actualidad entra a la zona central.

Peatonalizar Quadrado

La peatonalización de buena parte de la plaza Quadrado, en el centro histórico, recuperará un segmento de su espacio público actualmente utilizado como aparcamiento de automóviles privados, ya que queda únicamente un carril para la circulación de vehículos. Una campaña para que los residentes puedan optar a bonos subvencionados en un parking cercano trata de compensar la liberación de la plaza eliminando su ocupación improductiva por bienes privados como son los coches. 

Arte táctico en los coles

Una de las actuaciones más creativas es la denominada “Arte táctico”, que llevará a 5 centros educativos —uno por cada distrito de la ciudad— a contar con un mural en el asfalto realizado por artistas locales de prestigio. Una medida complementaria a la conversión en definitivas de las adoptadas en torno a los colegios durante la pandemia, tal como habían solicitado los propios centros educativos. Estas innovadoras intervenciones que contarán con artistas locales se llevarán a cabo en cinco distritos de la ciudad: Nord, Llevant, Ponent, Centre y Platja.

Más espacio peatonal

Otra medida que gana espacio para la movilidad peatonal es la ampliación de aceras en un eje viario al este del centro histórico, entre Porta del Camp y San Francisco, que se convierte en una vía de sentido único. La mejora de espacios públicos en zonas próximas al edificio Sa Riera de la UIB, y dos institutos ubicados al noreste, fuera del antiguo recinto amurallado, será otra de las acciones relacionadas con la movilidad escolar. Allí se ampliará la ORA, además de construir un nuevo carril bici que unirá el carrer de Jesús con el Passeig de Mallorca.

Más zonas de aparcamiento condicionado

El aparcamiento protagoniza igualmente las últimas medidas que contiene Palma Camina: la ampliación de la zona restringida a la totalidad del centro delimitado por las antiguas murallas (a los ACIRE se le unen las zonas ZAR (de aparcamiento restringido), que podrán ser ocupadas únicamente por coches privados de personas residentes. Como consecuencia, se trasladan las zonas ORA a un total de 10 barrios más exteriores que pasan a tener un aparcamiento de rotación condicionado por el tiempo de uso. Esta última medida se enmarca en la idea de ir configurando la futura Zona de Bajas Emisiones, que actualmente negocian con representantes vecinales 

SUSCRÍBETE

TE PUEDE INTERESAR

Share This
Esta web utiliza cookies propias para su correcto funcionamiento. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos.
Privacidad