Alfonso Gil: “El zapato es el mejor medio de transporte que existe en las ciudades”

por | May 14, 2020 | Protas

Alfonso Gil es Teniente de Alcalde y Concejal de Movilidad y Sostenibilidad del Ayuntamiento de Bilbao, además de presidente de la Comisión de Transportes, Movilidad Sostenible y Seguridad Vial de la FEMP

 


Alfonso Gil, como buen bilbaíno, entusiasma hablando acerca del trabajo que realiza en su ciudad, donde es el responsable de movilidad. Una ciudad que mereció el premio especial del Congreso Ciudades que Caminan celebrado en Cádiz por su apuesta por la movilidad peatonal. Esta entrevista es la respuesta a un cuestionario entre las personas que participaron como ponentes en el Congreso de Cádiz de la Red. A cada interlocutor se le pidieron respuestas breves.

¿Cómo definirías en una frase el estado de caminabilidad de nuestras ciudades?

Es un camino que hemos emprendido y que no tiene marcha atrás.

Pidiendo por favor a la gente que camine, ¿crees que caminará más?

Por supuesto que no. Aunque podemos y debemos hacer campañas para incentivar que usemos el mejor medio de transporte que existe en nuestras ciudades; el zapato, nuestra labor como administración es dotar a las ciudades de las infraestructuras necesarias y apropiadas para que sea conquistada por el peatón.

¿Qué te dice la palabra “sostenible”?

Las cosas para que existan deben tener un nombre. Y sostenible es el nombre que le hemos dado a una forma de vivir y actuar sobre la que no cabe discusión, ya que es el presente que nos asegura nuestro futuro.
Un futuro al que nosotros nos gusta sumar el adjetivo de saludable, ya que su presencia nos garantiza una sociedad mucho más moderna, desarrollada y feliz.

 

“Bilbao es una ciudad compacta, en la que se puede vivir, trabajar y divertirse”

 

¿Estamos enamorados de nuestros coches?

Yo diría que existe una cultura del coche. Por cierto, a la que los hombres estamos mucho más aferrados que las mujeres.
Una cultura impuesta en muchos casos por un desarrollismo urbano mal planificado. Por ejemplo en Bilbao actualmente el 65 % de los desplazamientos internos los hacemos a pie, el 24 en transporte público y solo el 11, en vehículo privado. Y esto lo hemos conseguido en gran medida gracias a un diseño de ciudad compacta y mixta. Es decir, una ciudad donde se puede vivir, trabajar y divertirse.

¿Crees que volveremos a ver niños y niñas jugando masivamente en las calles?

Una ciudad sana es aquella en la que se ve a niños y niñas por las calles. En Bilbao estamos desarrollando con mucho éxito el programa de “Caminos Escolares” que pretende promover y facilitar que los niños vayan caminando o en bicicleta al colegio de manera autónoma a través de un itinerario indicado y acondicionado que haga de este desplazamiento una actividad segura y agradable.
El camino escolar se inscribe dentro del marco de la Carta Europea de los Derechos de los Peatones con la finalidad de recuperar la armonía entre las personas y la ciudad sin depender del vehículo; y desde la perspectiva pedagógica se enmarca con los objetivos propios de la Red de Ciudades Educadoras, de la cual Bilbao forma parte.

 

“Tenemos que intervenir con valentía: desde lo local también podemos intervenir en lo global”

 

Parece que debemos acabar con la invasión de coches en las ciudades ¿Sólo por una razón de lucha contra la contaminación?

No exclusivamente. Como he comentado anteriormente debemos recuperar las ciudades para las personas, y para ello debemos comenzar por situar a los peatones en el lugar que les corresponde. No tenemos que ser anti-coches, pero si debemos ser coherentes.
Cuando se comenzaron a elaborar los primeros Planes de Movilidad Urbana se pensó en reordenar un espacio finito que el coche había comenzado a saturar. Aquellos planes de movilidad se centraban en mejorar la circulación de los vehículos para evitar los atascos, reducir el número de accidentes o aumentar los espacios de aparcamiento…
El siglo XXI, nos ha traído una nueva perspectiva. Los Planes de Movilidad se deben entender como una herramienta transversal y esencial que aspira a construir un modelo de ciudad más saludable, más igualitaria y más amable.

Haga una llamada a la valentía de los alcaldes para reducir el tráfico a motor

Siempre que tengo ocasión lo digo. Los políticos tenemos que ser valientes. Y aquellos como nosotros que ocupamos un cargo en una institución tan cercana a los ciudadanos como es un Ayuntamiento, aún más si cabe.
Nuestro contacto directo con el ciudadano nos enriquece porque nos da una visión de la realidad muy exacta y nos obliga a la vez, a dar soluciones inmediatas, dotadas en muchos casos de una gran dosis de valentía.
Y así tenemos que abordar este asunto. Con valentía, y siendo conscientes de que desde lo local también podemos intervenir en lo global y abordar un problema con dimensión mundial.

TE PUEDE INTERESAR

SUSCRÍBETE

TE PUEDE INTERESAR

Share This
Esta web utiliza cookies propias para su correcto funcionamiento. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de sus datos para estos propósitos.
Privacidad